APE-Galicia - Servizos

Praza de España, 1 – 1º Esq. – Ofic. 1 | 36002 – PONTEVEDRA
Telf.: 986891657 | Fax: 986891657
Inicio » Listado de noticias » Deducción por inversión en ...

Deducción por inversión en empresas de nueva creación

El día 28 de septiembre de 2013 se ha publicado en el BOE la Ley 14/2013, de 27 de septiembre, la Ley de apoyo a los emprendedores y su internacionalización, es decir, la llamada “Ley de Emprendedores”.

En esta se recogen varias medidas fiscales que hemos analizado en artículos anteriores.

En este caso queremos desgranar una medida que se adopta en esta ley que afecta sobre el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, se trata de la Deducción por inversión en empresas de nueva o reciente creación.

En esta medida se plantea que se podrá deducir en cuota el 20% de las cantidades satisfechas de la inversión realizada en la suscripción de acciones o participaciones en empresas de nueva o reciente creación.

La base máxima de deducción será de 50.000 euros anuales y estará formada por el valor de adquisición de las acciones o participaciones suscritas.

La entidad cuyas acciones o participaciones se adquieran deberá cumplir los siguientes requisitos:

    1. Forma societaria de S.A, S.L, o Sociedad Laboral (ya sea anónima o limitada) y no estar admitida a negociación en ningún mercado organizado durante todos los años de tenencia de la participación.
    2. Ejercer una actividad económica que cuente con los medios personales y materiales para el desarrollo de la misma.
    3. La cifra de los fondos propios de la entidad no podrá ser superior a 400.000 euros en el inicio del período impositivo de la misma en que el contribuyente adquiera las acciones o participaciones (importe que se computará a nivel de grupo).

Adicionalmente, deberán cumplirse los siguientes requisitos para la deducción:

-       Las acciones o participaciones en la entidad deberán adquirirse en el momento de la constitución de aquélla o mediante ampliación de capital en los 3 primeros años desde la constitución y permanecer en el patrimonio del contribuyente por un plazo superior a 3 años e inferior a 12 años.

-       La participación directa o indirecta del contribuyente, junto con la que posean su cónyuge o cualquier persona unida al contribuyente por parentesco, en línea recta o colateral, por consanguinidad o afinidad, hasta el segundo grado incluido, no puede ser, durante ningún día de los años naturales de tenencia, superior al 40% del capital social o de sus derechos de voto.

-       No ha de tratarse de acciones o participaciones en una entidad a través de la cual se ejerza la misma actividad que se venía ejerciendo anteriormente mediante otra titularidad.